Red Velvet

Red Velvet

¿Sabías que el Red Velvet surge durante la Segunda Guerra Mundial? Los alimentos eran sumamente racionados y los panaderos hacían uso del jugo de remolacha para mejorar el color de sus pasteles y hacerlos rendir más dado que mantenía la humedad de los bizcochos. 

Ingredientes

Para el bizcocho

-130 g de mantequilla sin sal
-270 g de azúcar blanco
-2 huevos M
-300 g de harina de trigo
-1 cucharada de cacao puro en polvo
-1 cucharadita de bicarbonato

 

Buttermilk

-230 g de leche entera
-1 cucharada de zumo de limón
-Colorante en pasta rojo
-1 cucharadita de vinagre de vino blanco
-1 cucharadita de esencia de vainilla

 

Cobertura de queso

-200 g de azúcar glas
-600 g de queso crema

 

Material necesario

– Molde de silicona redondo de 22 cm 
– Manga pastelera y boquilla rizada 
– Lira 
– Pincel de silicona 
– Espátula o lengua de silicona 
– Soporte giratorio (opcional) 

Elaboración

Para preparar el buttermilk pon la leche en un recipiente o vaso y añade el zumo de limón. Remueve un poco con una cuchara y deja que repose unos 10 minutos para que la leche se corte.   

Pon un colador encima de un bol y echa encima la harina, el bicarbonato y el cacao puro en polvo y hazlos pasar a través de él sujetándolo con una mano y golpeándolo suavemente con la otra. Después mézclalo todo. 

Pon en otro bol la mantequilla con el azúcar y bátelos hasta  conseguir una mezcla homogénea y esponjosa. 

Casca un huevo, incorpóralo al bol en el que están la mantequilla con el azúcar y bate hasta que se integre bien. Haz lo mismo con el otro huevo. 

Echa en el recipiente del buttermilk el resto de ingredientes líquidos: el colorante rojo, el vinagre y la vainilla. Mezcla bien con ayuda de una cuchara. 

 

En el bol de la mantequilla y el azúcar echa aproximadamente la mitad de los ingredientes secos y todos los líquidos y mezcla bien pero sin batir para mantener la esponjosidad de la mezcla. Finalmente añade el resto de los ingredientes secos y mezcla hasta que el aspecto sea homogéneo. 

Prepara el molde con espray desmoldante y vierte la mezcla. Llévalo al horno precalentado a 170ºC durante unos 30 minutos. 

Retira el molde del horno y deja enfriar unos 20 minutos. Prepara la cobertura de queso mezclando el azúcar glas con el queso crema.  

Una vez enfriados los bizcochos, sácalos del molde y decora con la cobertura de queso y tus toppings favoritos.

Red Velvet

– Comentarios

También puedes cortar el bizcocho en capas con una lira y rellenarlo con la cobertura de queso entre capa y capa. 

Receta facilitada por:

Tartarizados 
Instagram: @Tartarizados 
Facebook: Tartarizados

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

    0
      0
      Carrito
      Tu carrito se encuentra vacio Volver a la tienda